Mitos sobre la diabetes - Bye bites - Repelente de insectos

El próximo 14 de noviembre se celebrará el Día Mundial de la Diabetes, fecha elegida para concientizar a la población sobre esta enfermedad diagnosticada a más de 10 millones de personas en México.

Alrededor de este padecimiento, considerado como una de las grandes epidemias del siglo XXI, circulan muchos mitos. Es hora de desmentir algunos de los más populares.

Diabetes​ ​por​ ​exceso​ ​de​ ​azúcar​ ​en​ ​mi​ ​dieta.

Quizá este sea el mito más común, sin embargo, está comprobado que el elemento genético sumado a un estilo de vida poco saludable son las causas principales de la diabetes.

No hay estudios que comprueben que comer cosas dulces en exceso te llevará a la diabetes, pero sí te puede conducir a obesidad y contribuir a convertirte en candidato a esta enfermedad.

Estrés​ ​o​ ​sustos​ ​pueden​ ​provocar​ ​diabetes.

Es cierto que una fuerte impresión produce grandes cantidades de adrenalina y esta a su vez, elevará el azúcar en la sangre. Pero también es cierto que este aumento es transitorio, una vez que el susto o estrés haya pasado, también disminuirá la glucosa en tu cuerpo. Suele coincidir, en algunas personas, que una situación de este tipo los lleva al hospital y descubren que padecen la enfermedad, sin embargo, hasta el momento no se ha comprobado que sean causa de diabetes.

Soy​ ​diabetico,​ ​necesito​ ​cambios​ ​drásticos​ ​en​ ​mi​ ​dieta.

Una vez diagnosticado como diabético, la alimentación se convierte en clave para el control de la enfermedad. Pero no hace falta que sea especial, siempre y cuando sea balanceada y saludable.

En este tema es importante objetar algunas otras creencias como: “los productos light ayudan a controlar la diabetes”, falso, el contenido calórico de estos alimentos puede elevar el azúcar en la sangre; o qué decir de “puedes comer toda la fruta que quieras”, claro que las frutas son saludables, la mala noticia es que debemos medirlas porque contienen cantidades considerables de carbohidratos.

Ni​ ​un​ ​chocolate​ ​o​ ​postre​ ​más,​ ​porque​ ​soy​ ​diabético.

Los dulces, chocolates y postres no están prohibidos para las personas con diabetes, siempre y cuando lo consuman con moderación y lo combinen con actividad física. Lo mejor será reservar este placer para ocasiones especiales.

Ahora que tenemos claro, algunas realidades sobre la diabetes, es importante subrayar que una sana alimentación, 30 minutos de ejercicio diario, medicamentos adecuados y la medición constante de tus niveles de glucosa, son el camino para alcanzar una vida plena, aún con diabetes.

 

COMPARTIR
Twitter Bye BitesFacebook Bye BitesGoogle Plus Bye BitesWhatsapp Bye BitesPinterest Bye Bites